sábado, 1 de julio de 2017

Los 3 datos que desmienten el bulo más extendido sobre el incendio de Doñana

Verne expone tres datos que desmienten el recurrente bulo (cada incendio se intenta utilizar como herramienta política) sobre el incendio de Doñana. 
Artículo de El País:
Llamas en los alrededores de Mazagón, en Huelva. El incendio se ha acercado al Espacio Natural de Doñana
El incendio forestal de Doñana comenzó el sábado por la noche. Muchos han querido ver en este desastre oscuras maquinaciones urbanísticas: ¿era todo una maniobra para recalificar el suelo y construir más hoteles en una zona protegida? ¿O, peor aún, se trataba de una estratagema para poder construir el almacén de gas de Gas Natural?
En Change se publicaba una petición para pedirle a la Junta de Andalucía que no se recalificara la zona para construir edificios, plantaciones y el gaseoducto. El lunes por la tarde sumaba más de 185.000 firmas. También se compartió mucho en Twitter y Facebook este texto con cuatro puntos y una tenebrosa teoría de la conspiración, que concluía con un “así se construyen las coincidencias”. Incluso Juan Carlos Monedero, exsecretario de Programa de Podemos, y Cayo Lara, excoordinador de IU, se hacían eco en Twitter de la teoría de la conspiración. Sin embargo y a pesar de los temores, quemar suelo para edificar es un bulo que, como recoge EL PAÍS, se repite con cada incendio forestal.


Imagen compartida miles de veces en Facebook y en Twitter
1. La ley de Montes prohíbe recalificar áreas forestales quemadas durante 30 años: hasta los ecologistas descartan que esta sea la razón del incendio
El incendio en Doñana no afecta al parque nacional, sino al parque natural, que se rige por la Ley de Montes, aprobada en 2003 y reformada en 2015, no en 2014, como dice el texto compartido en redes. A pesar de los temores que muchos han compartido en redes sociales, esta ley, prohíbe construir durante 30 años en las áreas forestales quemadas.


Como explican a EL PAÍS representantes de los grupos ecologistas Greenpeace y Xarxa Forestal, la única excepción serían “razones imperiosas de interés público”, que han de especificarse en una ley autonómica. Andalucía no ha aprobado ninguna normativa en ese sentido, por lo que no puede haber recalificación antes de esas tres décadas.
Aun así y según recoge la agencia EFE, Podemos ya ha anunciado en el Congreso y el Senado una modificación de la ley de Montes para "prohibir taxativamente" la recalificación de los terrenos forestales arrasados por los incendios, sin que se contemplen estas excepciones.
Según un estudio de la Fundación Civio, solo el 0,15% de los incendios ocurridos entre 2001 y 2013 se provocó para obtener una modificación en el uso del suelo.
2. La zona que se ha quemado de Doñana es parque natural, que se rige por la Ley de Montes. El parque nacional, donde no ha llegado el incendio, cuenta con una legislación aún más estricta
Si el fuego hubiera llegado al parque nacional, la normativa que se aplicaría es la de Patrimonio Natural y la Ley de Parques Naturales que en su artículo 7 es aún más restrictiva: “No puede existir suelo urbanizado ni susceptible de transformación urbanística”.
Además de todo esto, Susana Díaz, presidenta de la Junta, ha declarado que no se va a recalificar “ni un solo metro que haya ardido en el entorno de Doñana”.
3. Hay un proyecto de un almacén de gas de Gas Natural, aprobado por el gobierno central, pero paralizado por la Junta de Andalucía. Un incendio no desbloquearía este proyecto
Es cierto que hay un proyecto de Gas Natural Fenosa para extraer y almacenar gas subterráneo en la zona. El gobierno central ya lo aprobó en 2013, pero la Junta de Andalucía lo bloqueó ese mismo año. En 2015 autorizó las obras fuera del espacio protegido.
Incluso suponiendo que su aprobación dependiera de que la zona dejara de considerarse parque natural, no podría recalificarse el suelo hasta dentro de 30 años -y eso si se llegara a hacer-, por lo que provocar un incendio en la zona no sería una idea muy práctica.

Artículos Relacionados por categorias


No hay comentarios:

Publicar un comentario